Laos

       Todavía recuerdo como hace unos días, dese la ventana de nuestro hotel Green Inn en Chiang Khon (Tailandia), veíamos Laos en la otra orilla del río Mekong. Nos asaltaban varias preguntas, pero una destacaba sobre las demás, ¿será Laos igual que Tailandia?.

        Después de un mes recorriendo Laos de Norte a Sur,

      creo que podemos contestar a esa pregunta. con un NO rotundo, no hace falta recorrer todo el país para llegar a esa conclusión, en nuestro primeras horas en Laos nos dimos cuenta:

           Estábamos en la estación de buses de Huay Xai para coger un bus hacia Luang Namtha, llegamos a la estación a las 9:15 y el autobús salía a las 12:30, compramos los tickets y esperamos allí sentados junto con algunos lugareños que estaban viendo en la tele un partido de la liga Tailandesa. Entre los televidentes estaba nuestro chófer, pues bien, a las 12:30 salió el “autobús” y a los cien metros paró a echar gasolina… y digo yo, ¿en tres horas y media no había tenido tiempo el hombre para repostar???

        Bienvenidos a Laos!!! Es precisamente esa parsimonia, lo que hace totalmente distinto a este país. Y si bien al principio te sorprende y te choca, luego te acostumbras y finalmente te absorbe y  te enamora. No se si lo he dicho ya, pero este país nos encanta.

       Hay una frase que hemos leído por algún sitio que lo resume estupendamente, un laosiano le dice a un occidental ¿Por qué tienes un reloj si el tiempo lo tengo yo? Genial.

       Cruzar la frontera entre Tailandia y Laos es bastante sencillo, basta con coger un tuktuk y decirle que te lleve al puente que une los dos países, que está unos 10 km al sur de Chiang Khon. Las autoridades tailandesas te sellan el pasaporte y te piden el formulario que rellenaste al entrar al país. Luego llegas a una taquilla de bus, compras un ticket por 20B (0.50€) y te cruza el puente (está prohibido cruzarlo andando). Llegas al lado de Laos, rellenas un formulario y lo entregas con tu pasaporte y una foto en una ventanilla. A los pocos minutos te llaman desde otra ventanilla, pagas los 35$ y listo, ya tienes tu visado. Allí mismo hay una casa de cambio para cambiar tus bahts por Kips, aunque el cambio no era muy bueno.

Un pensamiento sobre “Laos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *