Adios Myanmar

        Hoy nos hemos despedido de Myanmar, y siento una enorme tristeza. Este país nos ha cautivado, nos hemos dejado atrapar por su gente, porque Myanmar no tendrá los mejores monumentos ni los mejores paisajes, pero tiene a su gente. Sencillos, curiosos, vergonzosos, hospitalarios, divertidos, con su caras manchadas de tanaka y los dientes rojos de mascar betel.

        No es un país para recorrer con prisas, es un país para sentarte en sus teterías o cervecerías y observarlos. Raro será que no intenten hablar contigo, te enseñaran a sus bebes, los niños se acercarán curiosos y muertos de risas si los recibes con un “mingalaba” (hola en birmano). Te preguntarán de todo, desde de donde eres hasta en que trabajas. Son sencillamente maravillosos, amables hasta el infinito y siempre dispuestos a ayudarte. No encuentro más adjetivos, todos se quedan cortos.

        Ha sido el primer país que conforme cruzaba la frontera he mirado atrás y he pensado tengo que volver y tengo que hacerlo pronto. Myanmar está creciendo a pasos agigantados, todas las carreteras del país se están mejorando. Cada vez hay menos sitios prohibidos para los extranjeros, los rincones que escondía empiezan a estar al descubierto. Las playas del sur están prácticamente vírgenes, pero están haciendo grandes accesos, yo me imagino que así eran en Tailandia hace 30 años, esperemos que no corran la misma suerte que su vecino, aunque será difícil que el rodillo del turismo….

        Tailandia se autodenomina como el país de la sonrisa, van a tener que cambiar de eslogan, el país de la sonrisa es MYANMAR.

 

2 pensamientos sobre “Adios Myanmar

  1. Nuria

    Sí, tambien nos entristece dejar Myanmar…se cumplio la profecía: Myanmar nos ha enamorado a todos…ojalá se imponga la cordura y el rodillo del turismo se apiade ……nos sentimos afortunados por ofrecernos un “hueco” en vuestras mochilas…que nos ha regalado una visión maravillosa de este país singular. ¡¡Bye,bye…mamy tea!!

  2. José Martín

    Yo quiero ir también. Son los auténticos viajeros los que se enamoran de la gente. Me alegro mucho de leer vuestros sentimientos. Eso es más que una guía de viajes… ES VIDA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *